sábado, 9 de junio de 2007

Haiku.

Te miro mal.
Te miro bien.
Pero te miro mucho.

8 comentarios:

pindongo dijo...

Di que sí,la cosa es al menos,mirar.

Capitana de los vientos dijo...

Me encantaría pedir prestadas las pupilas a los que miran con los ojos cerrados...ole ole y ole!

MUA
cApI

Duenda. dijo...

pindongo: la cosa es MIRAR, que no mirar. beso!

capi: las pupilas de los que miran con los ojos cerrados no hay que pedirlas prestadas. ¿sabes por qué? porque las suyas son las tuyas. te quiero.

Putos domingos.
d.

Anónimo dijo...

A veces el mirar hace daño, cuando se reflejan en la pupila imágenes que hacen a la mente daño y traducidas por un corazón en lágrimas que es mejor abrir los ojos y ver aún sabiendo del daño o mantenerlos cerrados en la oscuridad de la incertidumbre
saludos d una naufraga que aveces te lee sigue asi¡¡
bss

Velasias dijo...

Mirame y no me toques, pero mirame.
Un besote.

Duenda. dijo...

Edu: ¿mírame y no me toques? ¿seguro? uhm... ya negociaremos tú y yo. Pero eso, sí, sobretodo: mírame.

Un beso. O dos ;-)
Sigue habiendo algo pendiente.

d.

Max Sin Nombre dijo...

Sigo pensando que al haiku le faltan flores de cerezo.

Y clavelinas de invierno como las del emperador Meiji.

Es por pinchar.

Duenda. dijo...

Max: igual al próximo le pongo un sombrero cordobés y unas luces de navidad.

Pincha, pincha.

Duenda (cortando).