domingo, 20 de mayo de 2007

Herrumbre: alegato contra la tortura.

El hierro que fue, los aceros
que integraron las bielas,
el cobre que condujo la energía
y todos los metales
que, bajo formas agrias y angulosas,
dieron cuerpo a las piezas de la máquina,
que giraron
con ritmo exacto y actitud sumisa,
con ciega fuerza y fe no menos ciega
en provecho del hombre y su esperanza,
yacen aquí, confusos, desvaídos,
sumidos en idántico desprecio,
disueltos en orín y sal, dejados
de la mano que un día los creara.

Podría salvarse algo todavía,
aún es posible la llegada
de una segunda mano que, piadosa,
restañe las heridas de la herrumbre,
despliegue la caricia del aceite
sobre la piel roída del acero:
mas todo, en general, está perdido.

El fuego
igualará las ruedas y los vástagos,
confundirá los muelles y los émbolos,
devolverá las tuercas desgastadas
a la inercia y la nada minerales,
a la materia original
de donde
surgirán otras formas limpias, puras,
libres acaso para siempre
del estigma fatal de la chatarra.

Chatarra, Ángel González.


Ruido
escogido
elegantemente.
Movimientos
exquisitos
y perfectos.
Cuerpos
esculturales y
disciplinados.
Almas educadas para el sufrimiento lucido.


Teatro Calderón
HERRUMBRE: Alegato contra la tortura
Compañía Nacional de Danza y Nacho Duato

Sueño frustrado para la otra vida.
Duenda.

4 comentarios:

Anónimo dijo...

Buenos dias!

Cuando he entrado me esperaba encontrar un homenaje al 90 cumpleaños de tu abuela. y una fotito con ella...

Vaya día! Qué asco!! y encima toca Catalán. Mierda!!

unbsinnn... Ge

Anónimo dijo...

ma

jajaja...

A la tarde nos vemos!

muak!!

pindongo dijo...

Impresionante Duato,no?

Duenda. dijo...

Gemucha: Locaaa! Toca catalán, pero ya casi está. Gracias por tu comment de ayer, me encanta que me digas cosas bonitas. Las dos caras de una moneda, sí que es cierto, pero mano a mano, ¿verdad? Nos echaremos de menos, claro que sí; pero en Octubre más y mejor. ¡Y que viva Soria! Un beso pequeño, de los míos. Nos vemos en... ¿media hora? Casi siempre es un cachondeo aunque a veces sea IMPOSIBLE que nos entendamos.

pindongo: has puesto el adjetivo perfecto. Nacho Duato siempre lo es. Aggg... fue mi amor platónico a los 13 añosss! jajaja... besote.

Que paséis feliz domingo pasado por agua.
d.