miércoles, 15 de febrero de 2006

"Si me faltan tus hoyuelos..."

- W -
Aún recuerdo no hace tanto en la ventana de mi cuarto, una sombra medio verde me pidió "¡venga, da un salto!". Yo pensé que al infinito y si no, que poco falte, pero resultó un camelo: Peter, no eres el de antes.
- P -
Sí, mi amor, ya lo recuerdo. Tú volabas a mi lado. Nuestras manos agarradas contra el viento planeando recto a Nunca Jamás, a la tierra de los sueños, donde nuestro amor nació entre piratas y cuentos... Que aquel vuelo signifique que lo nuestro no ha acabado, que aquel niño caprichoso caprichoso quiere volver a tu lado. Que estoy solo si me faltas, que mi risa ya no es nada si me faltan tus hoyuelos, si me falta tu mirada.
Aún podemos intentarlo. Campanilla ya es pasado, aventura pasajera, no llegó a ningún lado. Que estoy solo si me faltas, que mi risa ya no es nada, si me faltan tus hoyuelos, si me falta tu mirada. Que aquel vuelo signifique que lo nuestro no ha acabado...
- W -
... que la niña caprichosa quiere volver a tu lado...
- P y W -
... que estoy solo si me faltas, que mi risa ya no es nada si me faltan tus hoyuelos, si me falta tu mirada...
Una canción preciosa para soñar que seguimos siendo niños.
Gracias, Maje y Ana por este regalo que un día me hicísteis.
Me sigo acordando de vosotras: esto, un pequeño homenaje ;-)
Duendecilla.

2 comentarios:

stk dijo...

Gracias a tí duendecilla, por llenar de magia este rinconcito y envolvernos con ella para que la ilusión mantenga siempre vivo y fuerte nuestro corazón de niño.
Nunca dejes de soñar!!!

Anónimo dijo...

Gracias a ti por darnos la oportunidad de compartirlo contigo. Y por supuesto, por hacerlo tuyo. es genial ocnocer gente como tú con la que en tan poco tiempo poder compartir tants cosas.

Un abrazo duendecilla. Gracias otra vez y cuidate!!!

Ana